Guiso de garbanzos a la asturiana

_MG_9773

Hoy me apetecía comer legumbres. Llevábamos  varios días en casa comiendo carne y me apetecían unas legumbres pero elaboradas de forma diferente a como tengo por costumbre. Al final me he decidido por estos garbanzos a los que he llamado así  porque los  ingredientes principales con los que están hechos que son  los mismos  que ponemos en la fabada; el compango. Estos ingredientes junto a un buen majado de almendras, ajos y pan fritos, han dado a este guiso un toque especial.

Para hacerlos mas sabrosos he preparado, con el agua de hervir los garbanzos, verduras, tocino y huesos de ternera (caña y rodilla) un caldo bien concentrado que le ha aportado mucho sabor.

Ingredientes

  • 500 g de garbanzos de buena calidad
  • 100 g de  chorizo asturiano
  • 100 g de morcilla asturiana
  • 100 g de tocino veteado asturiano
  • 1 cebolla
  • 2 c/p de pulpa de pimiento choricero
  • 2 rebanadas de pan del día anterior
  • 12 almendras crudas
  • 2 dientes de ajo
  • 3 o 4 c/s de aceite de oliva virgen extra
  • 3/4 de l de caldo

Para el caldo:

  • 2 huesos de caña
  • 2 huesos de rodilla
  • 1 trozo de morcillo
  • 1 trozo de tocino veteado
  • 1 nabo
  • 1 zanahoria
  • 1 rama de apio
  • 1/2 cebolla
  • 1 hoja de laurel
  • 3 dientes de ajo

Proceso

Poner en remojo los garbanzos con un puñado de sal la noche anterior.

Enjuagar los garbanzos y ponerlos en la olla exprés con los ajos, la hoja de laurel y la cebolla, añadir  agua hasta que los cubra como dos veces su volumen. Cuando comience a hervir los espumamos cerramos la olla y cocemos 30 minutos.

Cuando los garbanzos estén cocidos, los sacamos a una cazuela y sin quitar nada mas de la olla añadimos las carnes y las verduras peladas y troceadas; cerramos de nuevo y cocemos 30 minutos mas. Pasado este tiempo colamos el caldo y lo reservamos.

Mientras preparamos el caldo pelamos y cortamos la cebolla en dados pequeños y vamos preparando el resto de los ingredientes.

En la cazuela donde tenemos los garbanzos repartimos por encima en rodajas el chorizo, la morcilla y el tocino. Cubrimos con el caldo y esperamos a tener el sofrito que haremos a continuación.

_MG_9770

Comenzamos ahora a preparar este guiso. Ponemos el aceite en una sartén y sofreímos los ajos con su piel, las almendras y el pan; uno detrás de otro que iremos sacando a un plato. Después en el mismo aceite sofreímos la cebolla y cuando este lista, sin sacarla de la sartén, añadimos la pulpa de choricero; cuando se hayan mezclado bien añadimos un poco de del caldo, el pan, los ajos y las almendras. Lo dejamos hervir un par de minutos para recoger todos los sabores del sofrito y lo pasamos por la batidora para elaborar una salsa.

Añadir esta salsa a los garbanzos y con movimientos de vaivén la integraremos en el caldo. Poner a fuego medio unos quince minutos mas y veremos como poco a poco el embutido ira soltando su grasilla, la salsa irá tomando poco a poco consistencia y se convertirá en un guiso muy rico.

  

Anuncios

Deja un comentario

Archivado bajo Legumbres, Recetas

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s